Construyendo un paisaje forestal resiliente al cambio climático
en el Parc Natural de Els’Ports

En el Parque Natural de Els Ports, el abandono de la mayoría de las actividades productivas del monte ha dado lugar a bosques de Pinus nigra, P. halepensis y Quercus ilex, muy jóvenes y homogéneos, muy vulnerables a los efectos del cambio climático.

El objetivo de esta acción es crear un paisaje resiliente al cambio climático, que esté formado diversos tipos de vegetación, y bosques en distinto estado de desarrollo. Mediante la recuperación de procesos ecológicos básicos (utilizando selvicultura de conservación, quemas prescritas y herbívoros) se creará un mosaico heterogéneo, intercalando rodales maduros, rodales en diferentes estados evolutivos y áreas abiertas, que en su conjunto sea más resiliente a sequías e incendios.

Mosaico paisajístico en el Parque Natural de Els Ports, estado actual.

Mosaico paisajístico en el Parque Natural de Els Ports, estado esperado.

Las acciones completadas hasta el momento han sido:

1. Proceso informativo y participativo

Como primer paso se seleccionó un sector del parque natural con una entidad de paisaje propia. Se identificaron los propietarios forestales de la zona, resultando en un total de 20 fincas que suman un total de 16.413 ha.

Gracias a un proceso participativo con cada uno de ellos, se ha logrado que 11 propietarios forestales (5 de fincas públicas y 6 de fincas privadas) mostraran voluntad de participar en el proyecto, abarcando una superficie de 9.213 ha.

2. Elaboración de herramientas de planificación

Para hacer viable la actuación en una escala tan amplia, se ha previsto utilizar tres herramientas complementarias: selvicultura, quemas prescritas y fomento de la herbivoría. Para ello se ha redactado un plan de gestión forestal, un plan de quemas prescritas y un plan de gestión de herbívoros para cada una de las fincas que participan en el proyecto.

3. Diseño de acciones demostrativas

Una vez aprobados los instrumentos de planificación de cada una de las fincas, se podrán abordar los trabajos demostrativos. Su diseño incorporará los criterios de buenas prácticas definidos en la acción C2, y consistirán en:

  • Incremento de la diversidad de especies del bosque, mediante claras de liberación de pies de especial valor, y generación de madera muerta de grandes dimensiones. Se espera aumentar la presencia de especies como Acer opalus, Quercus faginea, Ilex aquifoliun o Taxus baccata,
  • Incremento de la heterogeneidad estructural, abriendo claros en el bosque mediante cortas por bosquetes y claras. Favorecerá la colonización por herbáceas y la diversidad asociada a ellos.
  • Mantenimiento de espacios abiertos, mediante promoción de la ganadería extensiva, impulsando acuerdos entre ganaderos locales y propietarios.

Modelización de las diferentes acciones planificadas.